Acompañamiento para hijos de pastores

Tiempo de lectura: 2 mins

Como parte de la respuesta al cuidado integral de las familias pastorales la región Suroriental y Mecusab llevaron a cabo RESET; un evento para la interacción, socialización y ministración de los hijos de los pastores, entendiendo las problemáticas a las que se enfrentan y también la importancia de su aporte al desarrollo de las iglesias.

El evento, que se realizó en la ciudad de Neiva, recibió 60 jóvenes provenientes de Cundinamarca, Meta, Tolima, Huila, Caquetá y Putumayo, quienes vivieron una experiencia única para sus vidas, en la cual pudieron compartir sobre aquellos aspectos familiares que tanto les preocupan y a su vez buscar en la presencia de Dios una guía para sus corazones.

Le puede interesar: Una familia que ora unida

El enemigo en su plan por obstaculizar el crecimiento de las iglesias, busca atacar el interior de las familias pastorales y en especial el área espiritual y emocional de los hijos de los pastores, frustrando sus sueños e inundando su mentes con temores y resentimientos, situaciones que terminan por alejar por completo a muchos de ellos del ministerio, incluso de la vida cristiana.

Por esta razón y entendiendo el trasfondo espiritual de esta problemática se desarrollaron charlas y talleres aplicados específicamente a sus luchas y vivencias cotidianas, la inestabilidad emocional, la responsabilidad y el papel fundamental que juegan los hijos de los pastores dentro del desarrollo integral de las iglesias. Además de los tiempos de sanidad interior que ministraron los corazones de los participantes.

Otro aspecto fundamental que se trabajó durante este tiempo fue el enfoque ministerial y vocacional de los hijos de pastores para las iglesias, dialogando sobre la importancia de la preparación profesional y ministerial para aportar al desarrollo de nuestra misión en todo Colombia.

En general este tiempo fue de vital importancia para atender y brindar acompañamiento a las necesidades de los hijos de nuestros pastores, con los cuales a partir de este evento se buscará hacer seguimiento individual más cercano en la búsqueda del bienestar general de las familias pastorales.

El compromiso a nivel regional es que cada uno de los ministerios puedan ser el espacio de pastoreo y desarrollo ministerial para los hijos de los pastores, brindándoles acompañamiento espiritual y abriendo espacios donde puedan involucrarse ministerialmente para el desarrollo de las iglesias locales, de acuerdo a los talentos y habilidades que Dios les ha dado a cada uno.

Fotografías por: Alianza Joven Región Suroriental

Le invitamos a leer: