Estudiantes de A. B. Simpson plantan nueva sede en Circasia

Tiempo de lectura: 3 mins

Los estudiantes de A. B. Simpson Centro de Capacitación Misional están desarrollando su proceso de práctica, en donde se pone a prueba los conocimientos adquiridos durante su preparación; esto les está permitiendo entender ciertas dinámicas y situaciones a las que se pueden enfrentar en el quehacer diario como misioneros.

En uno de estos procesos, hace aproximadamente un año, Dios puso en el corazón del director de A. B. Simpson, el sentir de impactar la población de Circasia, Quindío, ya que es la más cercana a las instalaciones del Centro de Capacitación Misional, y en la cual no había presencia de La Alianza.

Este sentimiento se transmitió a los estudiantes como un nuevo reto para cumplir tanto con nuestra misión y visión, como con la oportunidad de practicar lo aprendido en la plantación de esta nueva sede; para ellos fue de mucha alegría aceptar este desafío y poner todo su empeño y pasión por este municipio.

Puede ser de su interés: Día de La Gran Comisión 2018

Siguiendo la ruta de plantación se hicieron los primeros diagnósticos de las problemáticas y necesidades, para luego iniciar las labores de evangelismo y establecer los primeros contactos, con los cuales más adelante se abrieron los primeros grupos de vida. Ya con un grupo de personas alcanzadas, se logró conseguir un lugar con muy buena ubicación para iniciar las reuniones familiares.

En este proceso Dios les ha permitido a los estudiantes trabajar en equipo y delegar responsabilidades para poder lograr los objetivos establecidos y formar en ellos aspectos fundamentales como el carácter, las disciplinas espirituales, técnicas de evangelismo, la enseñanza de la Palabra, la formación de nuevos líderes  y la ejecución de una visión para la iglesia.

Una iglesia con visión misionera
“Buscamos fomentar una iglesia sólida que camine y crezca en liderazgo para impactar la sociedad de Circasia y sus problemáticas: desempleo, alcoholismo, drogadicción y suicidio”.

Entendiendo que su aporte como estudiantes en este proceso de plantación es transitorio, uno de los aspectos más importantes ha sido la formación de un liderazgo que se comprometa con esta nueva sede. Al día de hoy se ha logrado una asistencia regular de 50 personas aproximadamente y se cuenta con un grupo de 7 personas, que ya fueron a Encuentro de Libertad y sirven con responsabilidad en los ministerios de la iglesia.

También puede leer: